More from: aventuras

Kerry Foster y el Secreto de la Isla Esmeralda

La historia ha estado dando vueltas en mi cabeza desde hace varios años. Tenía una idea muy clara de lo que quería transmitir y del sentido del humor que quería plasmar, pero de algún modo, nunca pude dedicar suficientes y sostenidas energías al proyecto como para diseñar una historia con un desarrollo brillante y un desenlace a la altura del planteamiento.

Hace un mes o así, el gusanillo me picó con especial intensidad, y aunque todavía pienso que la historia podría haberse beneficiado de mayor iteración, creo que tomé la decisión correcta aprovechando la energía para, por fin, finiquitar el proyecto.

Readmore..

Kerry Foster en la República de Stuburia: Cuaderno de viaje

Leer antes de iniciar el viaje*.

Abrí la ventana y me regocijé al distinguir la fragancias de la flor del almendro y al sentir el contacto de la calidez solar en la piel. Los gorriones también se habían percatado de que la estación primaveral se aproximaba, y ya iban a buscar los brotes verdes a los árboles cruzando el cielo de aquí para allá en ráfagas cantarinas.

-¡Ah, qué mañana más fresca y serena! -me dije-, en la que todo parece estar en su sitio. Se me ocurre que podría dar un paseo por el parque. Sí, así haré.

Con esto, tomé el periódico de la mañana -en el que habían publicado un interesante artículo sobre el impacto humano en las aves migratorias-, y la chaqueta, y me aventuré hacia la puerta.

Readmore..

Find Ulises, una aventura épica gatuna

Estos días he estado experimentando con Construct 3 para crear animaciones en html5.

Construct 3 es un software para desarrollo de video juegos, pero también se presta hacer montajes interactivos rápidos que se pueden exportar a varias plataformas con un click.

En este caso, quise plasmar un concepto loco que tengo de hace tiempo para un juego sobre un gato perdido. ¡Disfrutad!

Link aquí >> http://nadiaorenes.es/find-ulises/


Distorsiones espacio-temporales

Por último, la mano con uñas pintadas de más colores diferentes y a la moda que nunca hubo puesto en marcha una máquina del tiempo accionó la palanca del panel de control, poniendo fin así a la secuencia de comandos requerida.

Luego, ante la mirada atónita del jardinero de la familia real de Francia, tuvieron lugar en el claro del bosque de pinos una serie de distorsiones espacio-espaciales que, a falta de referentes con los que poder establecer una comparación ilustrativa, se intentarán describir aquí no tanto en su calidad visual, como en la conceptual. Pues lo que pasó fue a la vez difícil de ver pero fácil de entender, y consistió básicamente en que el tiempo y el espacio empezaron a sentirse mal.

Fragmento extraído de Los viajes espacio-temporales de la pequeña Sallie Dustfield